sábado, 28 de enero de 2017

El miedo a la felicidad

Creo que lo que más me gusta de Alain de Botton es que escribe sobre el amor desde el amor. Hay una gran cantidad de compasión en lo que uno le oye o le lee. Se dedica a diseccionar cada uno de los pensamientos estúpidos que tenemos cuando estamos enamorados, o cuando nos estamos enamorando, o cuando simplemente somos y antes que sentirnos juzgados, nos sentimos reflejados, comprendidos, acompañados, menos solos. Mal de muchos, consuelo de tontos. Pero es que sí, todos somos igual de bobos.

El amor es una cosa frágil porque habita en nosotros que somos frágiles, acomplejados, inseguros, temerosos, culposos. A veces encontramos a alguien con quien nos sentimos reafirmados y a quien podemos reafirmar y nos enamoramos. Y brilla el lado bonito que tenemos todos, y se potencia, y alumbra y puede ser que seamos mejores de lo que normalmente somos.

El amor es una cosa maravillosa y con mucho que el amor propio hace su trabajo, nada como encontrar quien nos confirme que tenemos razón y que merecemos ser amados.

"Uno de los principales inconvenientes del amor, al menos durante un tiempo, es que corre el riesgo de hacernos felices". Alain de Botton.